El Centro de Tratamiento de Residuos de Construcción busca ser un referente en Tomelloso y la comarca

Francisco Navarro Tomelloso
El RCD ha abierto sus puertas este viernes

El RCD ha abierto sus puertas este viernes

Desde este viernes está abierto al público el Centro de Tratamiento de Residuos de Construcción y Demolición de Tomelloso. Un recurso que está situado en la vía de servicio de la Autovía de los Viñedos, enfrente del antiguo vertedero municipal ya clausurado.

 El centro, gestionado por la empresa de Tomelloso Exclasa Servicios, estará abierto de lunes a viernes en horario de mañana y tarde con unos precios “muy competitivos”. Han presentado el RCD a los medios de comunicación los concejales de Medio Ambiente y Urbanismo, Lorenzo Donoso y José Ángel López, así como el responsable de la empresa gestora, José Moraleda.

Lorenzo Donoso ha explicado que el Centro de Tratamiento de Residuos de Construcción y Demolición es un recurso que, desde el día de hoy, debe ser la referencia de la ciudad de Tomelloso y de la comarca. En el Centro, ha señalado, se van a tratar todos los residuos inertes de construcción y demolición, llevando a cabo su clasificación. El vertedero forma parte de la economía circular “recientemente, Castilla-La Mancha fue la primera comunidad que aprobó una Ley de Economía Circular, que no es otra cosa que el fomento de la reutilización de los residuos”. Se busca que la mayor parte de los residuos que se lleven a la planta se puedan usar de nuevo en la construcción.

El concejal de Medio Ambiente ha hecho un llamamiento para la utilización del Centro “históricamente hemos tenido muchos problemas en Tomelloso con los vertidos de escombros”. Ha insistido en que “el progreso va hacía la reutilización de los residuos”. Ha pedido a la población que no haga vertidos en los caminos ni en la periferia de la ciudad “algo que cuesta mucho dinero que pagamos entre todos y resulta muy frustrante limpiar un camino y que al poco tiempo este igual”. Donoso ha incidido en el uso de un recurso con unos precios muy competitivos “resulta más barato traer los escombros aquí que pagar una sanción”.

El concejal de Urbanismo ha reiterado que “la mejor forma de colaborar con el medio ambiente es traer los residuos a los lugares habilitados para ellos”. El servicio público lo va a explotar un gestor autorizado “donde se van a reciclar los materiales que sea posible y se va a valorizar parte del residuo generando áridos artificiales que se podrán usar en la construcción”. Ha animado a los vecinos que realizan pequeñas reformas en su domicilio a hacer uso de un recurso “que resulta más económico para todos nosotros”. López ha hecho lo propio con el sector de la construcción “va a ser el RCD más cercano a la `población y el mejor lugar para hacerlo”.

José Moraleda ha explicado que las tarifas del servicio dependen del tipo de residuo que se lleve “cuanto menos tratamiento haya que hacer, más económico sale”. Lógicamente, ha apuntado el responsable del RCD, las tierras limpias, procedentes de desbroces, será el epígrafe más barato. Con respecto a los derribos “se trata de separar todos los residuos que viene en los escombros”, por ello ha animado a clasificarlos en la obra para que el precio sea más barato.

El horario del Centro, durante los meses de invierno, será de 8 a 14 horas y de 15,30 a 18 horas, de lunes a viernes.