Hogueras fieles a la tradición

Carlos Moreno Tomelloso
La hoguera de Elder

La hoguera de Elder

Hace años se impuso la moda de trasladar las hogueras de San Antón al sábado más cercano con el fin de alargar la fiesta hasta altas horas. Pero la nueva costumbre no ha podido del todo con la vieja, la de celebrarlo el 16 de enero, vísperas del santo de los animales, rememorando aquellos entrañables encuentros de familiares, vecinos y amigos alrededor de la lumbre.  Son pocos, pero convencidos, de que la fiesta tiene que ser en su día.

En Residencial Elder se mantienen fieles a la tradición de prender las hogueras en su día. En uno de los extremos del complejo, en una zona de tierra, se ha prendido la lumbre para regocijo y disfrute de los usuarios, sus familiares, directivos,  trabajadores y amigos de esta gran entidad tomellosera. Las  cuidadoras de Elder han colocado en círculo a los residentes que han dado buena cuenta de las típicas viandas de la fiesta: chorizos, salchichas, morcillas y tocino. Poco a poco, se han ido retirando a descansar, pero con la satisfacción de haber disfrutado de una fiesta que vivieron en sus años más jóvenes.

La luminaria de Allozo siempre es la noche del 16 de enero

La luminaria de Allozo siempre es la noche del 16 de enero

Desde Elder nos hemos trasladado a Bodegas Centro Españolas, donde no se perdona ningún 16 de enero. “Desde que abrimos la bodega en el año 91, hemos hecho la fiesta en su día – nos ha contado su director, Miguel Ángel Valentín-. Nos juntamos familiares, amigos y, en realidad, todo el que quiera venir. Solemos reunirnos alrededor de sesenta personas. Eso sí, la fiesta termina a una hora prudencial porque al día siguiente tenemos que trabajar”. La lumbre que se ha prendido en el patio trasero de la bodega ha sido espectacular, aunque en realidad eran dos, ya que había otra más pequeña. Grandes y pequeños comparten esta celebración que Miguel Ángel Valentín no olvida que “va a favor del buen trato y bienestar de los animales que tanta compañía nos hacen y tanta ayuda han prestado a nuestros antepasados en los trabajos del campo”.

Miguel Ángel que es un bodeguero de vocación y entrega no puedo resistir hablar de sus vinos Allozo que con tanto mimo cría cada año. Muchos de esos vinos ya están preparados en la mesa para acompañar la cena.

Buen ambiente en la hoguera de Patricio

Buen ambiente en la hoguera de Patricio

El ambiente de San Antón invita a la conversación, al chascarrillo, al recuerdo…Lo hemos podido comprobar en la hoguera que Patricio, empleado del Ayuntamiento de Tomelloso, organiza cada año en la calle Santa Rita, justo en la confluencia con Doctor Cajal. La hoguera de Patricio cumple minuciosamente la normativa que marca el Ayuntamiento y está perfectamente colocada sobre una chapa. Unas veinte personas se han congregado en torno a la hoguera, de la que pronto sacarán  las brasas para el asado. “Todos los años celebramos San Antón en su día”, nos cuenta Patricio que nos pide que esperemos a que se cambie de pantalón para tirar la foto porque los reflectantes que lleva en su pantalón de trabajo son demasiado vistosos. Como siempre se siente feliz compartiendo la noche de San Antón con su madre, otros familiares, compañeros de trabajo y amigos.