La Policía Local de Torralba denuncia al concejal de Festejos de la localidad por desórdenes públicos

Carlos Monteagudo Torralba de Calatrava
Imagen de Luis Blanco, concejal del Ayuntamiento de Torralba denunciado por la Policía Local

Imagen de Luis Blanco, concejal del Ayuntamiento de Torralba denunciado por la Policía Local

El concejal infringió los artículos 36.3 y 36.4 de la comúnmente conocida como 'Ley Mordaza' por obstruir a la autoridad el ejercicio legítimo de sus funciones y por causar desórdenes en espacios públicos.

La Policía Local de Torralba de Calatrava denunció el pasado fin de semana al concejal de Cultura, Festejos, Juventud y Deporte del Ayuntamiento de Torralba, Luis Blanco, por desórdenes públicos y obstrucción a la autoridad, después de que éste alentara a “seguir con la fiesta” a un grupo de jóvenes que se encontraba en la vía pública a altas horas de la madrugada bebiendo alcohol y causando molestias al vecindario.

Según la denuncia a la que ha tenido acceso Lanza, el concejal infringió los artículos 36.3 y 36.4 de la Ley de Protección de la Seguridad Ciudadana, comúnmente conocida como ‘Ley Mordaza’, por obstruir a la autoridad el ejercicio legítimo de sus funciones y por causar desórdenes en espacios públicos.

Al parecer, una vecina llamó a las cuatro de la madrugada del sábado al domingo a la Policía Local por ruidos en el vecindario, ya que un grupo de unos 50 jóvenes estaban haciendo ‘botellón’ en el Paseo del Cristo de la localidad con un altavoz enganchado a un grupo electrógeno de gasoil.

Tras la llamada, dos agentes de la Policía Local de Torralba se personaron en el lugar y denunciaron a dos de los jóvenes allí presentes por “falta de respeto y consideración a los agentes de la autoridad y desobediencias”. Tras calmar la situación, los agentes observaron al concejal de Festejos del Ayuntamiento de Torralba que, sin dirigirse a los policías, comenzó a alentar a los jóvenes diciéndoles que “podían continuar con la fiesta”, lo que supone, según la denuncia, “graves desórdenes al alentar al grupo de jóvenes para que desobedecieran las órdenes dadas” por la Policía.

Acto seguido, los agentes de la Policía Local tuvieron que alejarse del lugar “a consecuencia de las indicaciones dadas por el concejal de Festejos a los jóvenes para que éstos continuaran la fiesta”, pues según consta en la denuncia, “comenzaron todos juntos a cantar y a dar voces, pudiendo ocasionar graves desórdenes públicos y llegar a poner en riesgo la integridad de los agentes actuantes”.

A consecuencia de estos hechos, los agentes de la Policía Local se vieron obligados a denunciar al concejal del Ayuntamiento de Torralba, que dirige la ‘popular’ María Antonia Álvaro, al considerar que infringió los artículos 36.3 y 36.4 de la Ley de Protección de la Seguridad Ciudadana.