El PSOE celebra la mejora de la calidad educativa de los docentes de Castilla-La Mancha

Carlos Monteagudo Ciudad Real
Fausto Marín en rueda de prensa / J.Jurado

Fausto Marín en rueda de prensa / J.Jurado

El diputado regional por el PSOE, Fausto Marín, ha lamentado que Cospedal cerrara 32 de los 33 Centros de Formación del Profesorado que había en Castilla-La Mancha.

El PSOE ha celebrado este martes la mejora de la calidad educativa de los docentes de Castilla-La Mancha y de la provincia de Ciudad Real con la recuperación de los Centros de Formación del Profesorado en toda la región.

Así lo ha asegurado el diputado regional en las Cortes de Castilla-La Mancha, Fausto Marín, quien ha afeado que la anterior presidenta del Ejecutivo regional, María Dolores de Cospedal, cerrara 32 de los 33 centros de profesorado que había en toda la comunidad autónoma, dejando sólo el de Toledo.

Aprovechando el final del curso 2017/2018, Marín ha ofrecido una rueda de prensa para valorar los cinco Centros de Formación del Profesorado que actualmente existen en toda Castilla-La Mancha, gracias al esfuerzo del presidente regional, Emiliano García-Page, por mejorar la formación y la calidad de los profesores y maestros de la comunidad. En el caso de Ciudad Real, este centro se encuentra en el IES Torreón del Alcázar.

El diputado regional ha indicado que tan solo en la provincia de Ciudad Real, un total de 327 docentes han participado en alguna actividad, así como en los 199 grupos de trabajo que se han formado, los 102 seminarios realizados o los 15 grupos colaborativos que se han puesto en marcha. Siendo las formaciones sobre `Innovación´, `Cultura Digital´ y `Atención a la Diversidad´, las que más interés han despertado entre los docentes.

“Recuperar un espíritu que Cospedal hizo desaparecer”

Así mismo, Marín también ha arremetido contra Cospedal, quien eliminó 32 de los 33 centros que existían en 2011 en Castilla-La Mancha, “lo que causó el despido de 241 funcionarios asesores que tuvieron que volver a sus centros de destino o ser reubicados”.

Al quedar solo un centro en toda la región, explica el parlamentario del PSOE, “el Gobierno de Cospedal se sacó de la manga una plataforma para hacer las actividades formativas online”. Plataforma que durante un curso no funcionó, y por lo tanto no ofreció la formación, de la que dependen complementos salariales como los  sexenios, íntimamente relacionados con las horas de formación, “pues se necesitan 100 horas formativas para poder percibirlos”, ha dicho para terminar Fausto Marín, recordando que la medida “anti educación” también afectó al sueldo de los profesores castellano-manchegos.