Lanza Digital

Piden 8 años por tentativa de homicidio para un hombre que persiguió e hirió a otro con su coche

La Fiscalía de Ciudad Real solicita para M.J.M., un hombre de 40 años con antecedentes, una condena de ocho años de cárcel y el pago, en concepto de responsabilidad civil, de una indemnización de más de 9.800 euros por las lesiones causadas a la víctima, y los daños a varios coches con los que colisionó y al Ayuntamiento tras llevarse por delante una señal de tráfico.

La acusación pública considera que el acusado es presunto autor de un homicidio frustrado por las heridas que causó a J.A.C. primero propinándole un puñetazo y después en una persecución con su coche por un descampado.

En el juicio señalado para los próximos 8 y 9 de mayo en la Sección Segunda de la Audiencia de Ciudad Real se analizarán los hechos ocurridos a primera hora de la tarde del 8 de diciembre de 2015.

Al parecer, M.J.M.se encontraba el día de la Inmaculada en la calle Méjico y en una hora determinada empezó a gritar, lo que provocó las protestas de J.A.C., actitud que molestó al acusado, que respondió con un puñetazo.

No contento con esta reacción, según el escrito de acusación, se subió a su coche, un Alfa Romeo, y antes de alejarse amenazó de muerte a la víctima.

Minutos después, volvió a aparecer con el vehículo a elevada velocidad por la calle Camino Viejo de Alarcos y al llegar a la confluencia con calle Méjico “y con la intención de acabar con la vida de J.A.C.”, que en ese momento estaba en un descampado en la zona, el acusado aceleró y subió el coche por la acera para pillarlo, camino en el que impactó contra una señala de tráfico que dobló.

La víctima, que en ese momento tenía un brazo escayolado, pudo esquivar parcialmente al coche, aunque éste lo golpeó en un pierna y lo tiró al suelo.

A continuación, sin detener el vehículo el acusado continuó circulando por el descampado hasta que logró incorporarse de nuevo a la calzada y en su huida a gran velocidad giró a hacia la calle Puerto Rico donde colisionó con un vehículo que estaba aparcado en ese punto, y que no le impidió para seguir con su alocada marcha hasta la confluencia con la calle Brasil. Allí volvió a chocar con otro automóvil estacionado que, a su vez, con el impacto, desplazó a otro contiguo, aunque tras este golpe el coche del acusado quedó inutilizado y lo abandonó.

A consecuencia del impacto, la víctima sufrió lesiones leves en un ojo, en la cara y en el cuello, y una fractura en una vértebra, por lo que tuvo que guardar reposo y tardó en curar 87 días, 66 de ellos
impeditivos.

A M.J.M. le fue impuesta como medida cautelar la prohibición de aproximarse a menos de 200 metros a su víctima, y tendrá que pagar por todos los daños físicos y materiales que causó.

De dichas cantidades responderá la Compañía Mapfre de forma conjunta y solidaría con el acusado. dado que éste tenía contratada una póliza de seguro con cobertura de responsabilidad civil obligatoria y cobertura suplementaria de 50.000.000 euros.