IU exige que se impongan unas tasas que no faciliten la llegada de residuos a Castilla-La Mancha

Lanza Toledo
Imagen de Juan Ramón Crespo

Imagen de Juan Ramón Crespo

Desde la formación de izquierdas han pedido unas tasas adecuadas para que Castilla-La Mancha “no sea atractiva” para la llegada de basuras de otros puntos del país.

Izquierda Unida de Castilla-La Mancha ha pedido al Gobierno regional que se impongan unas tasas que no faciliten la llegada de residuos de otras comunidades autónomas a Castilla-La Mancha.

Así lo ha expresado en rueda de prensa el Coordinador Regional de IU CLM, Juan Ramón Crespo, quien también ha pedido “poner coto” ante el incremento de los vertederos y residuos en Castilla-La Mancha.

IU se ha sumado a las reivindicaciones de Ecologistas en Acción quien también ha denunciado públicamente la situación de los vertederos en la región y han añadido que su formación ya advertía hace unos años que Castilla-La Mancha se estaba convirtiendo en el “basurero de España” y ha enumerado algunos ejemplos como los vertederos de neumáticos de Seseña, la planta de tratamiento de residuos tóxicos de Chiloeches o con la quema de los lodos de la Laguna Negra de Arganda del Rey.

Crespo exige que haya un control y que se conozcan los residuos que llegan a esos vertederos: “Es imprescindible se realicen auditorías externas para conocer la situación de los residuos que entran y el tratamiento que se les da, y aún sería mejor que esa inspección se realizase directamente por parte de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y la Consejería de Desarrollo Sostenible”.

Por ello, desde la formación de izquierdas  han pedido unas tasas adecuadas para que Castilla-La Mancha “no sea atractiva” para la llegada de basuras de otros puntos del país y, se han adherido a la petición hecha por Ecologistas en Acción exigendo que se hagan públicos los datos de los residuos que se producen y reciben en nuestra región, al igual que los resultados de las inspecciones sobre los residuos importados a través del Plan de Inspección Transfronterizo de residuos.

ÉXITO DE LA MOVILIZACIÓN CIUDADANA ANTE EL ATC

Además, Crespo también se ha felicitado por la paralización del “cementerio nuclear” en Villar de Cañas por parte de la empresa Enresa quien ha explicado que: “Es un éxito de la movilización ciudadana mantenida durante años, que han estado frontalmente en contra de esta instalación verdaderamente perjudicial para el medio ambiente y para la salud”.

Crespo también ha avisado que “no supone una paralización absoluta, pero es un paso muy decidido el dado por la empresa al renunciar a este proyecto, para dar el punto final a ese proyecto que supone a una agresión para Castilla-La Mancha y para Cuenca”.

También han reprochado la actitud de García-Page, intentando apuntarse el tanto: “Quien ha tomado la decisión de paralizar este proyecto ha sido el Gobierno central, a quien tanto le gusta criticar, y no el Gobierno regional”.

Por último, Crespo ha pedido que los 217 millones que iban a destinarse a esta instalación nuclear se inviertan en energías alternativas en Cuenca para convertirse en una herramienta que combata la despoblación.