El Grupo Joven de la Hermandad de la Soledad de Valdepeñas presentó su escudo y el diseño del banderín

Lanza Valdepeñas
Presentación del escudo y banderín del Grupo Joven de la Hermandad de la Soledad de Valdepeñas / Lanza

Presentación del escudo y banderín del Grupo Joven de la Hermandad de la Soledad de Valdepeñas / Lanza

Los diseños son obra de Ángel Francisco Villalta y el presidente del Grupo Joven, Miguel Ángel Chacón, destacó que son los primeros enseres de un grupo joven en la ciudad

El Grupo Joven de la Hermandad de la Soledad de Valdepeñas presentó su nuevo escudo corporativo y el diseño del banderín el pasado 1 de septiembre a las 12.30 horas en el salón del centro parroquial del Cristo. Al acto asistieron medio centenar de personas.

La mesa estuvo presidida en el centro por Miguel Ángel Chacón, presidente del Grupo Joven de la hermandad. A su derecha se encontraba Ángel Francisco Villalta, miembro del grupo que ha sido el encargado de realizar ambos diseños y a la izquierda Juani Fernández, hermana mayor de la hermandad.

El acto comenzó con la presentación y bienvenida de Miguel Ángel Chacón, quien dio las gracias por asistir al acto y recordó la trayectoria del grupo desde que él decidió crear un grupo joven en la hermandad hasta ahora, que presenta su propio banderín.  Destacó la importancia que tanto para ellos como para el pueblo cofrade en general tiene la realización de este acto, al tratarse del primer enser de un grupo joven en Valdepeñas. Aseguró que estaban haciendo historia. “Creo que todo esto valió la pena por muy difícil que fue al principio”.

Dio las gracias a la hermandad, a sus familiares y amigos y a los propios miembros del grupo joven por todo lo realizado. Y a su titular, Nuestra Señora de la Soledad, asegurando que “Ella es la que guía los pasos del grupo, la que hace que todo esto tenga sentido y por la que se mueven todos los jóvenes del grupo”. Esperó que todo esto sea el comienzo para un cambio en todas las hermandades y se mostró esperanzado en que la juventud se anime por las hermandades y cofradías, “que han sido las encargadas de llevar el sentir de las creencias de los valdepeñeros durante cientos de años y generación tras generación”.

Presentación del escudo y banderín del Grupo Joven de la Hermandad de la Soledad de Valdepeñas / Lanza

Presentación del escudo y banderín del Grupo Joven de la Hermandad de la Soledad de Valdepeñas / Lanza

Posteriormente dio paso a Ángel F. Villalta, encargado de realizar los diseños, quien habló de cómo volvió a la hermandad, pues fue hermano durante muchos años. Habló sobre su trayectoria profesional, como estudiante de Bellas Artes en la ciudad hispalense y como joven orfebre. Sus trabajos están repartidos por puntos de toda la geografía española.  Además anotó la ilusión que le hacía tener un trabajo suyo en el patrimonio cofrade de su ciudad y más siendo en este enser, un enser no muy común en la ciudad y para su hermandad. Mostró su alegría y esperanza por la juventud cofrade.

A continuación se procedió a mostrar tanto el escudo y el diseño del banderín y a su explicación detallada por parte de Ángel Villalta sombre el significado y simbología de cada elemento.

El banderín ha sido encargado al prestigioso taller de bordados Mateo López Crespo de La Carolina, taller que realiza también la saya y el manto de la Coronación Pontificia de nuestra patrona, la Santísima Virgen de Consolación, entre otros muchos trabajos.

Seguidamente tuvo la palabra Juani Fernández, quien agradeció de corazón en su nombre y en el de toda la hermandad “el inmenso trabajo que el grupo joven está realizando”. Dándoles las gracias por haberse comprometido de esta manera con la hermandad y por la valentía demostrada al “lanzarse a la piscina” por crear un grupo de jóvenes, estando al día el problema en esta como en todas las demás hermandades y cofradías de la inexistencia de jóvenes.

Posteriormente, hubo una limoná popular organizada por los propios miembros del grupo y realizada por el miembro Aurelio Cárdenas Madrid , quien ha obtenido varios premios en el concurso local de limoná. También hubo aperitivos y un ambiente manchego al haber de fondo unas jotas manchegas.