Casulla, evangeliario, mitra y báculo sobre el féretro del obispo emérito

El obispo junto al presidente del Cabildo y el maestro de ceremonias recibieron el féretro en la catedral/J.Jurado

El obispo junto al presidente del Cabildo y el maestro de ceremonias recibieron el féretro en la catedral/J.Jurado

Sobre el féretro del obispo emérito de Ciudad Real, Rafael Torija de la Fuente, fallecido este sábado, se dispondrá una casulla, un evangeliario, la mitra y el báculo. Los encargados de colocar estas insignias episcopales durante la celebración de las exequias serán el vicario general, Tomás Villar, el presidente del Cabildo, Bernardo Torres, el secretario del colegio de Consultores, José Luis Jiménez y el del colegio de Arciprestes, José Carlos Redondo. El duque de Calabria asistirá a la misa exequial este lunes

Sobre el féretro del obispo emérito de Ciudad Real, Rafael Torija de la Fuente, fallecido este sábado, se dispondrá una casulla, un evangeliario, la mitra y el báculo. Los encargados de colocar las insignias episcopales durante la celebración de las exequias serán el vicario general, Tomás Villar, el presidente del Cabildo de la catedral, Bernardo Torres y los secretarios del colegio de Consultores y  de Arciprestes, José Luis Jiménez y José Carlos Redondo, respectivamente.

Según la documentación enviada por la delegación diocesana de medios de comunicación, este lunes a partir de las 11 de la mañana se celebrará la misa exequial en la basílica catedral por el obispo emérito de Ciudad Real que estará presidida por el prelado de la Diócesis de Ciudad Real, Geraldo Melgar. En este dossier se dan a conocer detalles de esta celebración así como los asistentes que han confirmado su asistencia.

Así, está previsto que asista el presidente del Real Consejo de las Órdenes Militares, Pedro de Borbón Dos Sicilias, duque de Calabria y conde de Caserta, al igual que los obispos eméritos de Ciudad Real y Albacete, Antonio Angora y Ciriaco Benavente respectivamente y los también eméritos de la diócesis de Orihuela-Alicante, Victorio Oliver Domingo y Rafael Palmero Ramos.

A lo pies del altar

Para las exequias, el féretro será trasladado desde la capilla del Santísimo,  donde ha quedado instalado pasadas las diez de la mañana de este domingo, hasta los pies del altar de la catedral. El obispo, los obispos concelebrantes, el colegio de Consultores y el cabildo de la catedral, acompañarán al féretro en su recorrido procesional por el pasillo central del templo hacia el presbiterio.

La coral diocesana, de su parte,  junto a los seminaristas del Seminario Mayor y Seminario Menor serán los encargados de los cantos de celebración.

Entre la autoridades civiles que han confirmado asistencia a las exequias están la alcaldesa de Ciudad Real, Pilar Zamora y el presidente de la Diputación, José Manuel Caballero, así como los diputados nacionales, José María Barreda y Carmen Quintanilla. También los senadores, Carlos Cotillas y Miguel Angel Valverde, la delegada de la Junta y la consejera de Economía y Empresas, Patricia Franco.

Está previsto además que asistan el comisario provincial, Miguel Rufino Méndez, el jefe de la Policía Local, Fernando Díaz Rolando, el de la Comandancia de la Guardia Civil, Humberto Urruchi así como también de los máximos responsables del subsector de Tráfico, Defensa y la Base de Almagro.

Cinco prelados

Con Rafael Torija de la Fuente, décimo obispo prior, serán cinco los prelados de esta diócesis que estarán enterrados en la Basílica Catedral de las Órdenes Militares Nuestra Señora del Prado de Ciudad Real.

En la capilla Penitencial reposan los restos del cuarto obispo prior, Casimiro Piñero Naredo, fallecido el día 28 de agosto del año 1904,  junto a los del octavo obispo, Emeterio Echeverría y Barrena,  fallecido el día 23 de diciembre de 1954.

En el altar mayor

En cambio, los restos del séptimo obispo, Narciso Estenaga y Echevarría, muerto el 22 de agosto de 1936, descansan debajo del altar mayor de la catedral Santa María del Prado, junto a los de su secretario Julio Melgar. Estenaga fue beatificado en Roma, el 28 de octubre de 2007, junto a otros once mártires de la Iglesia de Ciudad Real.

Por último, los restos del noveno obispo prior de Ciudad Real, Juan Hervás Benet, antecesor de Torija de la Fuente, están enterrados en la capilla de Nuestra Señora de los Dolores. Juan Hervás murió en Mallorca el día 6 de junio de 1982.