Ciudad Real celebra el Día del Orgullo Friki en la librería Serendipia

Carlos Monteagudo Ciudad Real
Día del Orgullo Friki en la librería Serendipia / J.Jurado

Día del Orgullo Friki en la librería Serendipia / J.Jurado

El motivo de esta celebración se atribuye a que el 25 de mayo de 1977, George Lucas estrenaba en cines 'Una nueva esperanza', la primera entrega de la saga Star Wars.

Este viernes se conmemora y promueve el día de la cultura friki en el mundo y, en él, los amantes de la ciencia ficción, la fantasía, los cómics, los videojuegos… reivindican su afición por estos temas. Así, los fans de Star Wars, El Señor de los Anillos, The Big Bang Theory, Juego de tronos, X-Men, Los Vengadores, Bola de Dragón, entre otros, han acudido la tarde del viernes a la librería Serendipia de Ciudad Real, donde se ha celebrado el Día del Orgullo Friki.

Las asociaciones Gamuza Gaming Yakuza y Puerta de Hades han organizado con este motivo una ‘videojuerga’ donde todos los asistentes y miembros de ambas asociaciones organizadoras han participado en esta tarde de ocio y han demostrado sus dotes ‘gaming’ en el torneo de tres videojuegos que han preparado.

Día del Orgullo Friki en la librería Serendipia / J.Jurado

Día del Orgullo Friki en la librería Serendipia / J.Jurado

El sábado, los actos con motivo del Día del Orgullo Friki continuará con una quedada del juego de rol Flames Of War, un juego que permite representar batallas de la Segunda Guerra Mundial en los frentes europeos (occidental y oriental) y el Norte de África utilizando miniaturas de escala 1/100.

Además, desde la propia librería Serendipia, para celebrar el Día del Orgullo Friki, han establecido un descuento del 5% para todo aquel que adquiera libros durante los días 25, 26 y 28 de mayo, así como un descuento del 10% en merchandaising y juegos de mesa.

Historia de esta curiosa celebración

El motivo de esta celebración se atribuye a que el 25 de mayo de 1977, George Lucas estrenaba en cines ‘Una nueva esperanza’, la primera entrega de la saga Star Wars. Ese día fue el escogido por razones obvias para exhibir sin pudor ni vergüenza su devoción por películas, libros, series, videojuegos…

La celebración de este día la comenzó el bloguero español Germán Martínez, quien pretendía obtener un descuento en las tiendas especializadas.