Escabias: “Medimos cada céntimo para seguir mejorando la economía del Ayuntamiento”

Mercedes Escabias

Mercedes Escabias

Alcaldesa desde hace seis años, Mercedes Escabias gestiona la difícil situación económica del Ayuntamiento de Alamillo, uno de los municipios de la provincia con más deuda por habitante. “Medimos cada céntimo”, asegura Escabias, que trabaja para saldar lo antes posible la deuda sin eliminar ningún servicio a los vecinos. Dentro de sus posibilidades, el municipio sigue invirtiendo para mejorar, como el futuro velatorio o el cambio a luces led.

J. C. Chinchilla
Ciudad Real

Alcaldesa desde hace seis años, Mercedes Escabias gestiona la difícil situación económica del Ayuntamiento de Alamillo, uno de los municipios de la provincia con más deuda por habitante. “Medimos cada céntimo”, asegura Escabias, que trabaja para saldar lo antes posible la deuda sin eliminar ningún servicio a los vecinos. Dentro de sus posibilidades, el municipio sigue invirtiendo para mejorar, como el futuro velatorio o el cambio a luces led.

Pregunta- Lleva seis años como alcaldesa, ¿qué tal la experiencia por el momento?

Respuesta.- La verdad es que bien, estoy contenta. Aunque han sido seis años muy duros por la crisis y por la deuda que tiene el Ayuntamiento. Ahora ya vamos levantando un poquito la cabeza, vamos hacia adelante.

P.- Supongo que la primera legislatura fue especialmente complicada, la crisis se encontraba en su punto álgido y se estrenaba en la Alcaldía.

R.- En la primera legislatura lo que nos pasó es que teníamos una deuda muy grande. Éramos de los pueblos que tenía más deuda por habitante y nos tuvimos que acoger a diferentes planes de proveedores, que estamos pagando. La mitad de los tributos del Estado que nos corresponden van directamente para pagar deuda. Nos corresponden unos 6.500 euros mensuales y sólo recibimos la mitad, la otra mitad va para deuda. Por eso, monetariamente hablando, estamos bastante mal, aunque con las distintas reestructuraciones ya vamos saliendo.
Creo recordar que la deuda era de unos 1.400 euros por habitante, muchísimo dinero.

P.- ¿Ha mejorado la situación durante esta segunda legislatura?

R.- Seguimos mal porque tenemos muy pocos recursos. Por lo menos, dentro de lo que hemos podido, hemos reestructurado gastos y hemos hecho inversiones para ahorrar, midiendo cada céntimo para seguir mejorando la situación económica del Ayuntamiento. Y ahí seguimos tirando hacia adelante.

P.- Uno de sus mayores quebraderos de cabeza es la depuradora, ¿qué ocurre exactamente?

R.- Estamos pagando carísima la depuración y es uno de los handicaps negativos que tenemos. A ver si se puede arreglar este asunto. Además se da la circunstancia de que algunos meses sobrepasamos la cuota de depuración prevista para todo el año, con lo cual eso nos cuesta muchísimo.

P.- Esa situación la planteó a la Junta, ¿le han dado alguna solución?

R.- La Junta está intentando arreglar el problema, porque no somos la única población que tiene algún tipo de problema con la depuración. El nuestro es ese, aparte del precio, que es caro. Además tenemos el contador a la entrada, en vez de a la salida, por lo que pagamos por todo lo que entra. Ahora tenemos un canon máximo que es bastante más accesible que correr el riesgo de estar pagando todo lo que entra.

P.- Teniendo en cuenta la delicada situación económica del Ayuntamiento, ¿tienen posibilidades para invertir?

R.- Lo que podemos destinar a inversión es gracias a los planes de la Diputación y al Grupo de Acción Local MonteSur. Por ejemplo el velatorio lo vamos a inaugurar pronto. La licitación se hará en breve. Hemos podido construirlo poco a poco gracias a los planes de obra de la Diputación.
Además hemos asfaltado calles que quedaban y ahora tenemos en proyecto arreglar toda la parte del cementerio que está en tierra. También hemos acerado la parte de la carretera de la estación que no tenía acera y hemos puesto el pueblo entero con luces led. Eso ha sido una gran inversión porque supone un ahorro estupendo que nos permite hacer otras cosas y pagar facturas. En las facturas vamos al día.

P.- Una iniciativa positiva para la comarca será la puesta en marcha del Plan Almadén, para traer más fondos europeos a esta zona, ¿hay alguna novedad en su desarrollo?

R.- Nos explicaron en qué consiste el Plan Almadén. Con el que se pretende que podamos recibir más dinero de Europa. Se trata, sobre todo, de inversión para los empresarios. A ver si vienen muchos empresarios a la comarca. Pueden tener por seguro que los vamos a tratar fenomenal.

P.- Este plan tiene entre sus objetivos parar la despoblación de la comarca, ¿cómo vive Alamillo esta situación?

R.- La población de Alamillo está envejeciendo de una forma alarmante. No fijamos población y con el Plan Almadén, junto con el grupo de acción local, que también ha recibido dinero de Europa, a ver si vamos hacia adelante y hacemos más interesante la comarca. Creo que hay recursos naturales para fomentar el turismo y, en especial, lo que más necesitamos es la autovía.

P.- Como alcaldesa de Alamillo reivindicas la autovía para la comarca de Almadén.

R.- Claro que sí. Lucharemos para que pase por aquí. Tenemos además el compromiso de autoridades y no por ello queremos que nadie salga perjudicado. Si tienen que arreglar otras carreteras, que las arreglen, pero creo que lo más bueno y factible es que la autovía pase por la opción sur.

P.- En materia de carreteras, ¿tiene Alamillo alguna otra reivindicación?

R.- El tramo de la CM-4202 que va hasta el cruce con la carretera que va hacia Córdoba está fatal. Tengo el compromiso del director provincial que me dijo que en los presupuestos de 2016 ya estaba incluida. Al final no se ha podido hacer, esperemos que en los del 2017 se haga la obra.

P.- ¿Considera que Alamillo está bien cubierta en cuanto a servicios?

R.- Siempre hay que reivindicar más servicios. Nosotros afortunadamente, aunque somos un pueblo pequeño, tenemos urgencias sanitarias 24 horas, residencia, gasolinera… Esta última es una cosa a la que no se da importancia en una ciudad, pero para nosotros, el tener una gasolinera, una farmacia, un supermercado, es muy importante. Nos faltaba una sala mortuoria, que era muy necesaria para nosotros, el poder velar a nuestros seres queridos en un lugar digno y que no tengamos que coger el coche para poder hacerlo.
Donde las cosas deben mejorar es en el transporte. Las conexiones con Ciudad Real y Puertollano son muy deficientes.
Si nos comparamos con otras poblaciones no estamos mal en cuanto a servicios, pero siempre se puede mejorar.

P.- El sector primario es el principal en la localidad, ¿cómo lo apoya el Ayuntamiento?

R.- El Ayuntamiento de Alamillo tiene una finca que se alquila a los ganaderos, aquí la población, principalmente, es ganadera. También para la caza. Lo que queremos es ayudar a que la gente se pueda ganar la vida.
Luego también queremos ayudar a nuestros mayores, pensionistas que están ayudando a sus hijos. Ante subidones como el de la luz, el Ayuntamiento, de la finca municipal, les da unas diez encinas puedan hacer leña y puedan estar calientes durante el invierno.

P.- Por último, a modo de reflexión, ¿qué desea para el futuro de Alamillo?

R.- Para el futuro de Alamillo, a mí me gustaría, e imagino que como a todos los alcaldes, afianzar nuestra población, que no se nos vayan los jóvenes. Es muy triste ver las poblaciones donde están los colegios por cerrar porque no hay niños. Los niños traen alegría y vida.
Es muy triste que no tengamos trabajo para poder ofertar a los jóvenes, salvo los distintos planes de empleo

Nos gustaría dejar de ser zona especialmente deprimida, que se vaya la depresión, y tiremos para adelante y, sobre todo, que la población juvenil se afiance, que se quede. Teniendo trabajo, que dignifica, hace que todo vaya mucho mejor.