Sigue debilitándose la reserva hidráulica provincial, al 27,8% de su máxima capacidad

Julia Yébenes Ciudad Real
La situación de los pantanos de la provincia es lamentable / J. Jurado

La situación de los pantanos de la provincia es lamentable / J. Jurado

El embalse de Torre de Abraham, el más grande de la provincia, vive una situación dramática, al contabilizar 21 hectómetros cúbicos y encontrarse al 11,4% de su cota posible

El nivel de la reserva hidráulica provincial sigue restando volumen y se encuentra al 27,8% de su máxima capacidad, según los últimos datos publicados este martes por la web embalses.net recogidos del Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente.

En concreto, la cantidad de agua que acumulan los pantanos ciudarrealeños es de 141 hectómetros cúbicos respecto a los 507 hm3 posibles, tras una reducción en la última semana de tres hm3, y un 0,59% menos.

Del total, los dos de la cuenca del Guadalquivir -La Fresneda y Montoro- almacenan 65 hm3, y el resto (76 hm3) los de la cuenca del Guadiana.

En concreto, el embalse de Montoro acumula 60 hectómetros cúbicos, uno menos en su masa de retención respecto a la última semana, y se encuentra al 57,1% de su capacidad, mientras que La Fresneda alberga 5 hm3, al 38,46%, sin haber perdido agua acumulada.

En el caso de los siete pantanos más importantes de la cuenca del Guadiana en el territorio ciudarrealeño, se han mantenido o han seguido perdiendo parte de su volumen.

Torre de Abraham

El embalse de Torre de Abraham, el más grande de la provincia, vive una situación dramática, al contabilizar 21 hectómetros cúbicos y encontrarse al 11,4% de su máxima cota, a pesar de no haber disminuido sus reservas, al igual que el pantano de Gasset que es uno de los más lastrados.

En la actualidad retiene 8 hm3, el 19% de su volumen total, que es de 42 hectómetros cúbicos, tras no variar su cantidad.

Igualmente, el pantano de Vega del Jabalón tampoco ha perdido agua embalsada, según las mediciones semanales, y mantiene 9 hm3, el 26,47% de su capacidad (34 hm3), al igual que el embalse de Peñarroya, con una capacidad de 48 hm3, está muy lejos de alcanzar el 50% de agua, pues registra 18 hm3 y está al 38,50%.

Por su parte, El Vicario es otro que vive una situación lamentable ante la falta de aportaciones de precipitaciones, al haber ha perdido un hm3 en los últimos siete días, hasta los 4 hm3, y se encuentra al 13% de su cota de reserva (32 hm3).

El pantano de La Cabezuela cuenta con un volumen de 13 hm3 y está al 30% de su máxima capacidad (43 hm3), tras disminuir en un hm3 su volumen acumulado.

Por último, el embalse de Puerto de Vallehermoso es el que mejor situación tiene, al registrar el 42,82% de su volumen y tres hectómetros cúbicos sobre los siete totales.