PSOE y Podemos suman a ERC y Compromís a su ley para quitar al Senado el veto al déficit y piden tramitación exprés

Lanza Madrid
Puerta de los Leones del Congreso de los Diputados /Lanza

Puerta de los Leones del Congreso de los Diputados /Lanza

Los cuatro grupos firmantes ya han planteado que la tramitación de esta proposición de Ley se haga por el procedimiento de urgencia, lo que supone acortar los plazos de enmiendas a la mitad, y por lectura única, lo que implica que no pase ni por ponencia ni por comisión, sino que toda su tramitación se solvente en una sesión plenaria

La proposición de ley acordada por el PSOE y Unidos Podemos para impedir que el Senado pueda vetar la senda del déficit se ha registrado este viernes en el Congreso añadiendo también la firma del grupo de Esquerra Republicana (ERC) y de los diputados de Compromís.

Una vez registrada, la iniciativa legislativa deberá ser calificada por la Mesa del Senado, lo que se calcula para la primera semana septiembre, y a partir de ahí se enviará al Gobierno para que dé su conformidad a la tramitación, para lo cual el Ejecutivo tiene un plazo de un mes que, presumiblemente, no agotará.

Los cuatro grupos firmantes ya han planteado que la tramitación de esta proposición de Ley se haga por el procedimiento de urgencia, lo que supone acortar los plazos de enmiendas a la mitad, y por lectura única, lo que implica que no pase ni por ponencia ni por comisión, sino que toda su tramitación se solvente en una sesión plenaria.

Su objetivo, según argumentan en un comunicado recogido por Europa Press, es “dar la mayor celeridad posible” a su aprobación de la reforma, para lo cual aseguran contar con “el apoyo explícito de la mayoría de los diputados del Congreso”.

La Mesa del Congreso lo verá en septiembre

La Mesa del Congreso, donde el PP y Ciudadanos cuentan con mayoría absoluta, deberá dar su visto bueno a esta tramitación exprés. En sus manos estará también decidir las prórrogas del plazo de presentación de enmiendas.

La iniciativa de PSOE, Unidos Podemos, ERC y Compromís consiste en una proposición de ley orgánica de reforma de la Ley de Estabilidad de 2012 con el objetivo de impedir que el veto del Senado a la senda del déficit sea irreversible, sino que pueda levantarse en el Congreso por mayoría simple.