Saluda del alcalde de Valdepeñas con motivo de las LXV Fiestas de la Vendimia y el Vino

Jesús Martín Valdepeñas
El alcalde de Valdepeñas, Jesús Martín / Lanza

El alcalde de Valdepeñas, Jesús Martín / Lanza

Septiembre tiene para mí sabor a infancia, olor a mosto, trasiego de hombres en la plaza de España al albur de un destino.

Tiene también recuerdos heridos del penúltimo pedrisco que se llevó algún que otro año (demasiados) la esperanza de la cosecha mimada y cicatrizada en los surcos  de la frente de los hombres y las mujeres de Valdepeñas. Tez cetrina y lágrimas evaporadas por jornadas de “sol a sol”.

Es también encuentro. Caricia de los que emigraron y volvían. En definitiva, un tiempo dormido en la memoria que cada año despierta, resucitado, por el sempiterno calendario de la fruta madura.

Después, se pusieron de pie las cepas (no todas) para que los hombres y mujeres no tuvieran que humillarse al cosecharlas. Dejaron de venir los vendimiadores, se cerraron las bodegas del casco urbano (no todas). Desapareció la pleita de los capachos, llegó la recolección con mimo y el mosto en su dulzor.

Y llegó la fiesta presidida por la Patrona y su manto de consuelo. Un programa inabarcable de actividades… un encuentro sin fin. Repetido año tras año para recordarnos que Valdepeñas no se rinde.

Felices Fiestas de la Vendimia y el Vino 2018.

 

Jesús Martín y Rodríguez-Caro

ALCALDE-PRESIDENTE DE VALDEPEÑAS