Rubio Esteban: “El narrador del libro es un sujeto demócrata, que castiga y descalifica el fascismo”

Noemí Velasco Valdepeñas
Martín-Miguel Rubio Esteban presenta 'Ensayo novelado de Ramino Ledesma Ramos' / Lanza

Martín-Miguel Rubio Esteban presenta 'Ensayo novelado de Ramino Ledesma Ramos' / Lanza

El escritor Martín-Miguel Rubio Esteban habla de democracia, fascismo y comunismo tras escribir el 'Ensayo novelado de Ramiro Ledesma Ramos'. Publicar una biografía del que considera "primer fascista español" no ha estado exento de polémica, aunque el que fue presidente del PP de Valdepeñas defiende su literatura frente a la "inquina política". Para él, la presentación del libro en el Centro Cultural 'La Confianza' fue “un ejemplo de madurez y de civilización”, pues reunió a líderes de diferentes partidos políticos

El campo de fútbol Ramiro Ledesma de Zamora marcó los recuerdos de infancia con el peregrinaje de cada domingo agarrado a la mano de su padre para ver los partidos de su equipo. Martín-Miguel Rubio Esteban, catedrático de Latín y doctor en Filología Clásica afincado en Valdepeñas desde el año 1988, reconoce que fue “mal futbolista”, pero buen seguidor del esférico desde las gradas.

En Valdepeñas ha pasado “media vida” y Rubio Esteban se siente “profundamente manchego”, aunque nunca ha olvidado su tierra. Sin duda, el ‘Ensayo novelado de Ramiro Ledesma Ramos’ es una de las consecuencias. El libro surge de la curiosidad arrastrada desde su infancia hacia este personaje clave en el desarrollo de la doctrina fascista en España y cuyo nombre estuvo ligado durante décadas al estadio de fútbol de Zamora.

“Ramiro Ledesma Ramos fue el primer fascista español”. A Martín-Miguel Rubio Esteban no le duelen prendas a la hora de reconocer la ideología que adoró a principios del siglo XX el protagonista de su libro, que considera que “ni le va a gustar a los falangistas, ni a la extrema izquierda”.

Fundador junto a Onésimo Redondo en 1931 de las Juntas de Ofensiva Nacional-Sindicalista (JONS), que se fusionaron en 1934 con la Falange de José Antonio Primo de Rivera, Ramiro Ledesma fue “el teórico fascista más importante” de España en una época en la que Europa sucumbió frente a la “barbarie más salvaje de la humanidad: la Segunda Guerra Mundial y el nazismo”.

El saludo fascista como “figura literaria”

Como “ensayo novelado”, Rubio Esteban explica que “es una biografía lo más cercana posible a la realidad”, aunque también incluye tramos novelados para explicar algunos episodios históricos. El papel de Ramiro Ledesma en el desarrollo del fascismo en España impide al autor pasar de puntillas ante el contexto histórico de la época.

Ochenta años después del estallido de la Guerra Civil española, los personajes que protagonizaron o promovieron el Golpe de Estado del 36 desatan muchos odios, contadas pasiones y todo tipo de polémicas. Después de ser presidente de la gestora que dirigió el PP de Valdepeñas y portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento, el debate ha estado servido en los últimos días.

Por si no había suficientes brasas, Martín-Miguel Rubio Esteban caldeó el fuego con un artículo publicado en el periódico digital El Crítico, que cerró con un saludo fascista: ‘Ramiro Ledesma, presente’. Así saludaban los fascistas a sus compañeros muertos, un rito de tradición romana, rescatado por el dictador Benito Mussolini en Italia.

En declaraciones a Lanza, Rubio Esteban defiende la utilización del saludo fascista como “figura literaria”, y explica que utilizó esta frase, que también sirvió para cerrar la primera presentación del libro en Ourense, “con el sentido trágico que conlleva la tragedia de Ramiro ligada a una doctrina que ha pesado durante casi 40 años en España”. En España, “el alma de Ramiro” estuvo muy presente en los quince primeros años del Franquismo.

Democracia, fascismo y comunismo

Por si pudieran existir dudas, Martín-Miguel Rubio Esteban insiste en que “el narrador del libro es un sujeto demócrata, que castiga y descalifica el fascismo, al igual que el comunismo, los dos grandes males, las dos grandes bestias del siglo XX”.

El socialismo estaba “comunistizado” y la derecha “fascistizada”. El autor considera que la polarización de la sociedad española fue una de las causas de la Guerra Civil, al igual que la aprobación del Estatuto Catalán, que produjo “una oposición extrema que tiene que ver con el desarrollo del fascismo”. “Con esto no quiere decir que hoy vaya a ocurrir lo mismo”, aclara Rubio Esteban, que insiste en que el contexto histórico es diferente.

Durante la entrevista, el catedrático admite que “es evidente que el primero en romper la baraja fue el bando nacional”. Eso sí, considera que “la Segunda República tenía la legalidad, pero era muy frágil”, porque, a su juicio, “no tenía una base social importante, entre Lerroux y Azaña”.

También, Esteban Rubio reconoce que “sería injusto comparar a los comunistas españoles de la Transición con los anteriores. Asemeja el fascismo y el comunismo soviético de la primera mitad del siglo XX, como totalitarismos, pero admite que nada tiene que ver el eurocomunismo a partir de los años 70. Eso sí, lamenta que a día de hoy “determinadas reacciones de los comunistas den la sensación de haber olvidado las grandes enseñanzas” de precedentes como Santiago Carrillo.

La relación del biógrafo con los “vicios” del biografiado

Al igual que en Alemania “cualquier persona que escribiera una biografía de Hitler no sería tachado de nazi, porque Hitler existió para mal de los alemanes”, Rubio Esteban responde que “es de una brutalidad y una indecencia absoluta” relacionarle con el blanqueamiento del fascismo y del franquismo por haber escrito un libro de Ramiro Ledesma. El escritor dice que la Asamblea de IU de Valdepeñas ha sacado sus palabras “fuera de contexto”.

“Es ridículo relacionar al biógrafo con los vicios del biografiado”. El zamorano considera de una “ignorancia absoluta” no diferenciar a los sujetos de una obra del narrador, y también opina que estas acusaciones responden “a cierta inquina política”. Con cierta amargura, Matín Rubio lamenta que en política “algunos miren con microscopio todo lo que haces” y hasta buceen en lo personal.

A pesar de que lleva varios meses en la “sombra” y únicamente publica artículos de opinión en diferentes medios, como Lanza, Martín-Miguel Esteban Rubio reconoce que la polémica le ha afectado, porque se considera un profundo demócrata. “Me ha disgustado un poquillo; a lo largo de mi vida he conocido a gente comunista, a amigos comunistas, y saben diferenciar un hecho de otro”, comenta.

La presentación, “un ejemplo de madurez y de civilización”

Frente al rifirrafe, el autor celebra que la presentación del ensayo reuniera el pasado jueves en el Centro Cultural ‘La Confianza’ de Valdepeñas a líderes de diferentes partidos. “Lo importante en política es ser demócrata, la democracia es lo sustantivo, que sea liberal, socialista o comunista, es el adjetivo, son visiones distintas del mundo para resolver los problemas, pero siempre en el seno de la democracia”, advierte.

Para el autor, la presentación fue “un ejemplo de madurez y de civilización”. Rubio Esteban considera que “la política no tiene que dividir a los seres humanos, ni tiene que servir para ser sectarios”, y por ello alude a una frase del ex primer ministro de Reino Unido, Winston Churchill, que dijo que “los políticos más peligrosos son los que se toman muy en serio”. En la presentación estuvo la diputada nacional del PP Rosa Romero y el alcalde y senador del PSOE Jesús Martín, que acompañó a Rubio Esteban en el escenario.

A pesar de estar “en las antípodas políticas”, uno, como líder socialista y otro como “humilde afiliado del PP”, el autor destaca la relación que le une a Jesús Martín desde hace treinta años. Martín-Miguel Rubio Esteban destaca que “en la sociedad democrática pueden ser buenos amigos dos personas que políticamente sean adversarias”. Así, concluye que “Martín es una persona muy civilizada y este tipo de políticos es de los que necesita hoy España”.