Los Bichos de Luz llevan a La Sensación el montaje de ‘Edipo’

A. Ruiz Ciudad Real
Presenta la obra de una forma moderna y cercana al espectador

Presenta la obra de una forma moderna y cercana al espectador

Juan Martín dirige la obra y se mete en la piel del protagonista

La sala del Teatro de la Sensación acogerá el próximo sábado 3 de junio, a las 22 horas, la puesta en escena de ‘Edipo’, por Los Bichos de Luz, que propondrán revivir una de las obras más importantes del teatro clásico griego en una versión simbólica y minimalista donde se refleja la condición trágica de Edipo de una forma moderna y cercana al espectador.

Tras un prólogo en el que se presenta la historia de Edipo hasta que llega a ser rey, la acción se enmarcará en una sola noche, en los instantes previos a la tragedia, donde Edipo reflexiona en soledad, solamente acompañado de un misterioso personaje conocido como Corifeo.

Todo lo que sucede en esas horas previas “acerca a Edipo a su ¿irremediable? destino, a la vez que quizá pueda salvar a la ciudad de Tebas del horrible fin al que parece estar predestinada”, exponen Los Bichos de Luz, que exhibirán su versión del clásico de Sófocles mostrando los entresijos del alma humana a través de la tragedia griega.

Juan Martín, director del montaje, responsable de la adaptación, así como de encarnar al protagonista, indica que este proyecto surgió, por un lado, como homenaje y tributo a un personaje que interpretó hace veinte años, y, por otro, con el propósito de recuperar uno de los clásicos por antonomasia del teatro, jugando a reinventarlo y mirarlo desde otro prisma.

Martín indaga en quién es realmente Edipo (de ahí que le quiten el ‘Rey’ al título) y busca profundizar en su psicología, “averiguando qué es lo que le lleva primero a la gloria y luego a su propia destrucción”. A su vez, la obra permite hacer “una reflexión sobre la condición humana, sobre si son nuestras propias acciones las que forjan nuestro destino o todo es un plan orquestado por alguien, llamémosles dioses, que mueven nuestros hilos con fines que no llegamos a comprender”.