Las ventas del comercio minorista en C-LM repuntan en abril un 1,7% pero cierran con un descenso del 0,4% el último año

Lanza Madrid
Imagen de archivo de un comercio minorista

Imagen de archivo de un comercio minorista

Por modos de distribución, las grandes y pequeñas cadenas elevaron sus ventas en abril un 1,8% y un 2%, respectivamente, pero disminuyeron en las grandes superficies (-1,8%) y en las empresas unilocalizadas (-0,1%).

Las ventas del comercio minorista se incrementaron un 0,7% en abril respecto al mismo mes de 2017, moderando en ocho décimas el repunte registrado por el sector en marzo (1,5%), según datos publicados este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE). En el caso de Castilla-La Mancha el incremento experimentado fue del 1,7%, lo que colocó a la Comunidad Autónoma como cuarta en el escalafón tras Madrid, Aragón y País Vasco.

Ateniendo a la tasa interanual, los precios bajan un 0,4% en Castilla-La Mancha, única región junto a Andalucía que experimenta crecimiento negativo

Con el aumento interanual de abril, la facturación del comercio minorista encadena seis meses consecutivos de alzas interanuales.

Eliminados los efectos estacionales y de calendario, la facturación de este sector se incrementó un 0,5% en el cuarto mes del año, tasa 1,1 puntos inferior a la de marzo.

En tasa mensual (abril sobre marzo), las ventas del comercio minorista retrocedieron un 0,3%, frente al aumento del 0,3% logrado el mes anterior y al repunte del 0,8% de un año antes.

Por su parte, el empleo en el sector del comercio minorista aumentó un 0,8% en abril respecto al mismo mes de 2017, dos décimas menos que en marzo. Con este avance se encadenan ya 48 meses consecutivos de ascensos interanuales de la ocupación en el sector.

GRANDES Y PEQUEÑAS CADENAS ELEVAN SUS VENTAS

Por modos de distribución, las grandes y pequeñas cadenas elevaron sus ventas en abril un 1,8% y un 2%, respectivamente, pero disminuyeron en las grandes superficies (-1,8%) y en las empresas unilocalizadas (-0,1%).

Según los datos del organismo estadístico, las ventas de los productos alimenticios bajaron un 0,2% interanual, mientras que las de los no alimenticios subieron un 1,2%.

Entre estos últimos, el mayor avance de la facturación lo experimentó el equipo del hogar (+4,9%), seguido de otros bienes (+2,8%). En los productos de equipo personal, por el contrario, las ventas cayeron un 4,9%.

Las ventas del comercio minorista, sin incluir las estaciones de servicio, crecieron en abril un 0,6% en comparación con el mismo mes de 2017, mientras que las ventas en estaciones de servicio aumentaron un 0,5% respecto a abril del año pasado.

ARAGÓN, DONDE MÁS SUBEN LAS VENTAS

En abril la facturación del comercio minorista subió en términos interanuales en 12 comunidades autónomas y bajó en Castilla y León (-1,6%); Cantabria (-1,4%); Cataluña (-1%); Comunidad Valenciana (-0,7%), y Murcia (-0,2%).

El mayor avance lo experimentó Madrid (+3,3%), seguido de Aragón (+3,1%), País Vasco (+2,5%) y Castilla-La Mancha (+1,7%). Los menores incrementos correspondieron a Baleares (+0,1%) y Extremadura (+0,3%).

EL EMPLEO, 48 MESES EN POSITIVO

El empleo en el sector del comercio minorista aumentó un 0,8% en abril respecto al mismo mes de 2017, dos décimas menos que en marzo. Con este avance se encadenan ya 48 meses consecutivos de ascensos interanuales de la ocupación.

La ocupación aumentó en todos los modos de distribución, salvo en las empresas unilocalizadas, que la recortaron un 0,2%. El mayor repunte del empleo correspondió a las grandes cadenas, que aumentaron la ocupación un 2,7%, y a las pequeñas cadenas (+0,9%). Por su parte, las grandes superficies elevaron las plantillas un 0,6% interanual.

Por comunidades autónomas, el empleo en el comercio minorista se incrementó en 15 comunidades y bajó en Andalucía (-0,7%) y Castilla-La Mancha (-0,4%). Los mayores repuntes se dieron en Asturias (+4,1%), Baleares (+2,9%) y Canarias (+2,4%).