Dos primos que trapicheaban con cocaína por Whatsapp en Ciudad Real pactan 2 años de cárcel

Belén Rodríguez Ciudad Real
Los acusados han acreditado que ahora trabajan y tienen arraigo en Ciudad Real / Elena Rosa

Los acusados han acreditado que ahora trabajan y tienen arraigo en Ciudad Real / Elena Rosa

La Policía Nacional halló 16 gramos de cocaína en el piso que compartían tras poco más de un mes de seguimiento

Dos primos de origen dominicano residentes en Ciudad Real, J.J.C.D. y B.D.D.R., acaban de reconocer que trapichearon con cocaína en el año 2018 en la capital, en ocasiones por la aplicación de mensajería Whatsapp,  y han aceptado dos años de prisión cada uno.

Son jóvenes y no tienen antecedentes

Los acusados, muy jóvenes y sin antecedentes penales, de ahí que la fiscalía les haya dado otro oportunidad, han aportado ante la Audiencia Provincial contratos de trabajo y permisos de residencia y empadronamiento, por lo que el ministerio público no pedirá su expulsión de España, como contemplaba el escrito provisional de conclusiones en el que la solicitud inicial de condena era de cuatro años.

El abogado de los acusados, Dámaso Arcediano, este miércoles en la Audiencia / Elena Rosa

El abogado de los acusados, Dámaso Arcediano, este miércoles en la Audiencia / Elena Rosa

Suspensión de la pena de prisión

“Con esta sentencia y la poca cantidad de droga intervenida, 16 gramos, pediremos la suspensión del pena para que no vayan a prisión”, explica Dámaso Arcediano, el abogado que los representa.

Los jóvenes fueron detenidos a mediados de octubre de 2018 por la Brigada de Estupefacientes de la Policía Nacional en Ciudad Real, tras poco más de un mes de seguimientos. En el registro del piso que compartían con una tercera persona (una mujer que finalmente no fue acusada de narcotráfico), los agentes encontraron la droga, 8,71 gramos de cocaína por un lado y 7,48 gramos por otro, además de una báscula de precisión, teléfonos móviles, dinero en billetes pequeños y recortes plásticos para la confección de las papelinas.

Los acusados en este caso se han comprometido ante la sección primera de la Audiencia a pagar una multa de unos 2.600 euros, el valor en el mercado negro de la droga incautada.