Usos de los edificios

Usos de los edificios

Usos de los edificios

Un total de 11 edificios con 83.080 metros cuadrados de suelo y 61.278 metros cuadrados construidos/ D. Peris

Hace años hacía un recorrido por los edificios de Ciudad Real sin uso actual, sin la pretensión de ser exhaustivo. Un total de once edificios con superficies construidas y de suelo asociado de diferente entidad. Hospital del Carmen nuevo (suelo: 19.518-construcción: 22.322), Silos del SNA (8.178-2.455), Edificio antiguo colegio Ferroviaria (2.915-1.710), Antigua estación RENFE (4.578-984), Viviendas universitarias Francisco Nieva (6.268-4.000), Convento Concepcionistas ( 4.120- 3.373), Edificio Cruz Roja (400-693), Residencia Seguridad Social (30.966-18.212), Edificio 18 de Julio (2.104- 1.709), Casa de Cultura (749-860), Delegación de Sanidad (3.284- 4.960)

En Ciudad Real, por diferentes razones, tenemos edificios que han quedado abandonados, sin usos actuales y con valores arquitectónicos muy desiguales. Es bueno valorar y planificar su futuro, para lo cual son necesarias decisiones diversas.

 

Conocer y estudiar el patrimonio

La primera y esencial actuación es conocer y estudiar estos edificios desde perspectivas amplias: su realidad construida, superficies, organización constructiva actual, valores patrimoniales históricos y ubicación urbana. Factores básicos que serán guías para una decisión de futuros usos y posibles rehabilitaciones.

Hace años hacía un recorrido por los edificios de Ciudad Real sin uso actual, sin la pretensión de ser exhaustivo. Un total de once edificios con superficies construidas y de suelo asociado de diferente entidad. Hospital del Carmen nuevo (suelo: 19.518-construcción: 22.322), Silos del SNA (8.178-2.455), Edificio antiguo colegio Ferroviaria (2.915-1.710), Antigua estación RENFE (4.578-984), Viviendas universitarias Francisco Nieva (6.268-4.000), Convento Concepcionistas ( 4.120- 3.373), Edificio Cruz Roja (400-693), Residencia Seguridad Social (30.966-18.212), Edificio 18 de Julio (2.104- 1.709), Casa de Cultura (749-860), Delegación de Sanidad (3.284- 4.960)

Un total de 11 edificios con 83.080 metros cuadrados de suelo y 61.278 metros cuadrados construidos. A estos edificios deberíamos añadir el Teatro auditorio de Ciudad Real a medio construir y con necesidades muy importantes de inversión para su posible terminación. Cantidades que invitan a la reflexión y al estudio cuidadoso dada la envergadura del problema. Por el alcance económico de las inversiones necesarias y las repercusiones que pueden tener en la ciudad es necesaria una visión del conjunto de las actuaciones valorando usos, posibilidades de cada edificio, inversiones necesarias y priorizando actuaciones.

 

Valores históricos y patrimoniales

Algunos de estos edificios tienen un interés histórico como puede ser el caso del edificio del convento de las Concepcionistas, del colegio de la Ferroviaria, la antigua Casa de Cultura, el edificio de la Cruz Roja o los silos del Servicio Nacional de Agricultura. Si realmente valoramos su arquitectura y el interés patrimonial de los mismos, la conservación de sus valores debe ser primordial en la propuesta de rehabilitación. Valoraciones que deben establecerse en función de su realidad construida, su interés histórico y la valoración social de los edificios. Edificios que deberían estar protegidos legalmente desde la declaración de BIC o la inclusión en los catálogos municipales.

La Casa de Cultura, proyectada por Fisac deberá mantener su fachada, la organización de su estructura interior y los valores de espacios singulares como el salón de actos. Tanto el jardín de su fachada como el pequeño espacio ajardinado interior son elementos esenciales de su arquitectura. El edificio del antiguo colegio de la Ferroviaria tiene fachadas con decoraciones peculiares, una escalera de comunicación entre plantas que ordena el espacio interior o un patio interno que organizaba parte de su estructura. Los silos del Servicio Nacional de Agricultura son tres piezas diferentes de arquitectura industrial que debería poder seguirse reconociendo como tal. Edificios para los que, por sus valores patrimoniales, deben estudiarse usos compatibles con su realidad construida y con las posibilidades de mantenimiento futuro. La mejor forma de conservar la arquitectura es manteniendo su actividad, pero con funciones que podamos asumir socialmente, sean compatibles con la arquitectura del edificio existente y con actividades que realmente sean útiles para la comunidad.

 

Funciones y demandas sociales

La utilización del patrimonio abandonado ha llevado, en numerosos casos, a una musealización de muchos de los edificios convirtiendo todo el patrimonio en Museo, en muchos casos, con usos que carecen de contenidos reales y con dificultades posteriores para su mantenimiento. La visión global de la ciudad, con la ubicación de los edificios sin usos actuales debería ser la que nos diese el resultado de posibles usos futuros. Los silos del servicio de Agricultura que, en su día, fueron lugares de almacenamiento de grano podían ser, en parte, lugares de almacenamiento de documentación acogiendo las necesidades que la administración tiene de espacios para esta finalidad. Y junto a ello, otra parte podría y debería tener actividades deportivas y culturales relacionadas con la zona de la barriada de los Ángeles. Un ejemplo de cómo las necesidades de la sociedad, las demandas reales de los colectivos pueden y deben ser determinantes para las decisiones sobre el futuro de estos.

 

Ubicación urbana

La ubicación de estos edificios y su relación con el entorno debe ser elemento esencial en la definición de su futuro. El antiguo edificio de la Ferroviaria convertido en Centro Regional del folclore (museo, sala de exposiciones, centro de investigación y documentación, centro de actividades culturales…) junto a la recuperación de la antigua estación, en el otro extremo del parque de Gasset pueden conformar junto a la Biblioteca y al Museo del Quijote un equipamiento cultural en torno a la zona verde de especial interés. Es sólo un ejemplo de las consecuencias urbanísticas de algunas decisiones.

Usos de los edificios

Usos de los edificios

Un total de 11 edificios con 83.080 metros cuadrados de suelo y 61.278 metros cuadrados construidos/D. Peris

La ubicación de los servicios administrativos de la ciudad tiene consecuencias importantes para el tráfico, para los accesos de trabajadores y de público, importantes a valorar para las decisiones correspondientes. La solución de ubicar parte importante de estos servicios en el antiguo Hospital del Carmen debe valorar no solamente la realidad construida de este edificio de grandes dimensiones y con condicionantes importantes, sino sus consecuencias urbanas al llevar a esta zona de la ciudad una actividad administrativa intensa.

Consecuencias que también se producen con la desaparición de algunos elementos construidos que dejan vacíos no siempre necesarios ni entendibles. El edificio de Sanidad con la grandilocuencia de su fachada diseñada por Prieto Moreno dejaría un vacío poco razonable con la proximidad del parque de Gasset o los jardines del Prado en un entorno cercano. La desaparición del cuerpo de cocheras abriendo a su parte posterior el edificio ofrece posibilidades a una construcción con una ubicación privilegiada en el interior de la ciudad.

 

Participación, conocimiento técnico y valoración política
de las propuestas

Es buena la opinión y la aportación de criterios y opiniones plurales. Pero debe haber una planificación global de la política urbanística de la ciudad. Y para ello la información técnica que comentábamos en primer lugar es estrictamente necesaria. Qué cosas son posibles y cuales no, en qué condiciones se encuentra cada edificio, cual es el posible coste de las diferentes actuaciones. Si a los 61.000 metros de los once edificios que hemos reseñado les sumamos los del auditorio a medio construir tenemos cerca de 70.000 metros cuadrados a rehabilitar que requieren inversiones que superan los 60 millones de euros y que por tanto demandan planificaciones serias y ordenadas en el tiempo.