Lanza_logotipo_blanco
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
24 febrero 2024
ACTUALIZADO 23:40
  • Castilla-La Mancha
  • El Campo
  • Toros
  • Internacional
  • Nacional
  • Agenda
  • Anuncios Oficiales
  • Galerías
  • Vídeos
  • Semana Santa 2024
  • Carnaval 2024
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Las otras Ciudad Real: verde, del otro mundo, volcánica y en rebeldía

Reproducir
Cuatro enclaves de especial relevancia de la ciudad / Elena Rosa
A. Ruiz / CIUDAD REAL
Elisabeth Porrero, Pedro Martín-Romo, Estela Escobar y Paco Alía hablan de algunos de sus relevantes lugares

Alfonsina, quijotesca, pandorguera y culiparda, pero también verde, del otro mundo, volcánica y con acontecimientos de especial relevancia histórica es Ciudad Real, una ciudad con una rica gastronomía que reconforta y sana como ungüento de Fierabrás, un pasado de cruciales derrotas y requiebros que dieron paso a decisivas victorias y la capitalidad de un territorio universal como el manchego.

De algunos de sus especiales enclaves hablan Elisabeth Porrero, Pedro Martín-Romo, Estela Escobar y Paco Alía. El “lugar favorito” de la poeta Elisabeth Porrero es el parque de Gasset, donde descubrió, cuando apenas tenía cuatro o cinco años, recién llegada desde Bolaños, la magia y diversión de las atracciones de la Feria que se celebraba en sus paseos. “Luego la trasladaron al recinto ferial de La Granja pero el parque de Gasset siguió teniendo” para ella “un encanto especial”, al que continuó acudiendo con sus padres a pasear y donde ha asistido a conciertos y recitales poéticos.

parque gasset ER 1 de 1 13
Una alfombra de hojas para una poeta / Elena Rosa

Es “el lugar natural más hermoso” de la ciudad que, a su vez, se convirtió en su “tabla de salvación” durante la pandemia. “Venía a pasear, era primavera y la naturaleza seguía su curso, estaba en todo su esplendor”, de manera que, como “se había podado poco, tenía muchísimo encanto ver las flores de ese modo tan salvaje, por el suelo, como vertidas. Venir aquí me hacía mucho bien para olvidarme de lo que estábamos viviendo”.

parque gasset ER 1 de 1 8
Elisabeth Porrero, en el Parque de Gasset de Ciudad Real / Elena Rosa

En cualquier época del año, te sientas en un banco o terraza del parque de Gasset y “estás totalmente aislado de coches y marabuntas”. Es un espacio para “impregnarse” de serenidad y vida, “observar los árboles, los colores de la primavera, del otoño y olvidarse de los automóviles, las pantallas y ruidos artificiales”.

parque gasset ER 1 de 1 6
Le encanta abrazar árboles / Elena Rosa

Lo eterno y efímero conviven en un entorno en el que “se respira naturaleza”, pero también arte y cultura, desde esculturas a graffitis, con conexiones a la Biblioteca Pública del Estado y el Museo del Quijote y leyendas como la Cruz de los Casados. Habitado y transitado por personas de todas las edades, desde mayores en sillas de ruedas a bebés en sus carritos, pasando por niños que juegan y parejas que “se miman”, lo mismo hay gente que hace deporte, pasea o conversa con los amigos que lee o se relaja haciendo taichí.

parque gasset ER 1 de 1 11
Arte y cultura conviven en este espacio verde de Ciudad Real / Elena Rosa

“Los espacios verdes ofrecen mucha calma, te transportan a otro sitio, y además a mí me gusta mucho abrazar árboles. Me transmiten vida. Son tan abarcables….”, describe la escritora, que ni corta ni ‘perezosa’, aunque sí como ‘una koala’, lo evidencia aferrándose a uno como si fuera “un peluche”. Su árbol preferido es el sauce llorón, pero de “lágrimas de alegría”, con esas ramas que asemejan la lluvia y elige el poema de Mario Benedetti ‘A la izquierda del roble’, que “habla de apoyarse en los troncos”, lo que le recuerda “al abrazo de los árboles”. Su admiración por los árboles la vuelca en su propia creación poética por su “seriedad, honestidad y fuerza de seguir de pie frente a todo” y recita uno de los poemas del libro ‘Peregrino de sueños’.

parque gasset ER 1 de 1 2
En los entornos naturales se encuentra paz, calma e inspiración / Elena Rosa


Una ciudad del otro mundo

Quien venga a Ciudad Real no debe perderse la plaza y la iglesia de Santiago, uno de los “rincones preferidos” del escritor Pedro Martín-Romo, cuya primera novela, ‘La noche que nació de la tormenta’, despunta en ventas entre los autores locales y en ella enlaza misterios, leyendas y significativos enclaves de la ciudad.

Por el aroma a “barrio antiguo, tradicional, con todavía comercios de barrio” y parte de las casas bajas que se extendían por esta zona, es un entorno con mucho encanto y significativos iconos como la “sobria, compacta” y con porte defensivo torre de la iglesia o los dragones del ábside del templo.

Pedro Martin Romo JJ 2
Pedro Martín-Romo elige por su encanto que retrotrae a bastantes siglos atrás la plaza e iglesia de Santiago / J. Jurado

“Pocos sitios quedan en Ciudad Real así”, con un ambiente que permite conectar hasta con lo medieval para conocer cómo fue antiguamente la ciudad. Esta zona, “con mucha historia” -“dicen, por ejemplo, que hasta aquí llegaba la judería”-, está presente en su libro y, aunque en este lugar “no pasa nada de lo gordo, como sí en otros sitios como la Puerta de Toledo, la Catedral o la iglesia de San Pedro”, goza de un relevante papel en la ficción de su thriller rural un cura que ejerce como párroco de Santiago y que en la trama ayuda a los policías protagonistas en su investigación por la información que posee, entre otras cuestiones, sobre leyendas de la provincia.

Dragones Santiago JJ 1
Dragones de Santiago / J. Jurado

Responsable de la web www.meteocastillalamancha.com, con un amplio número de seguidores, Martín-Romo vuelca sus conocimientos de meteorología en su novela, que precisamente se llama ‘La noche que nació de la tormenta’ porque “una tormenta es la que ambienta una leyenda de Ballesteros de Calatrava que se reproduce en Ciudad Real en la noche de la Pandorga, en la que van a pasar cosas…”, adelanta para quienes no hayan leído su ópera prima como escritor que, dada la buena acogida que ha tenido, le ha animado a idear una trilogía, con leyendas y misterios de otros municipios de la provincia, y de la que ya está ultimando la segunda entrega.

En concreto, esa leyenda de Ballesteros de Calatrava gira en torno a una “cruz que crece y que cayó precisamente una noche en la que se produjo un tormenta de verano con mucho viento, rayos y una inmensa nube de polvo”. Una mujer que barría la arena que había caído en el patio de la vivienda donde trabajaba se encontró una crucecita pequeña y se la llevó a su casa, pero, al cabo de los días, cuando fue a buscarla, “resulta que no estaba porque había vuelto a aparecer en la casa original en la que cayó”.

rayo tormenta
El escritor vuelva sus conocimientos en meteorología en sus novelas / Clara Manzano

La creación, con su intriga, de la novela ‘La noche que nació de la tormenta’ fue “una excusa”, admite Martín-Romo, que asegura que “lo que quería es que hubiera un libro” en el que rescatar “leyendas, costumbres de las abuelas” y mostrar “cómo era el mundo en los pueblos, con un riquísimo vocabulario y expresiones”, las cuales “en veinte años” es muy posible que “se pierdan”.

Pedro Martin Romo JJ 3
El barrio de El Perchel está dentro de la ruta que se ha creado en torno a la novela ‘La noche que nació de la tormenta’ / J. Jurado

“No sólo se escribe novela negra en Noruega o Suecia”, también en La Mancha que, en el caso de Martín-Romo, se impregna de lo paranormal, lo referente al otro mundo, al mundo de las ánimas. En la España de interior, en la “vacía”, “se sigue creyendo” mucho en ello: “en espíritus, el tarot, el mal de ojo, las curanderas, las parteras y las mujeres que saben de plantas medicinales y hacen sus conjuros y hechizos y que hoy sigue habiendo”.

De ‘La noche que nació de la tormenta’ se ha creado una ruta que enlaza los enclaves que aparecen en la novela y que permite conocer leyendas relacionadas, por ejemplo, con San Pedro y la Catedral, con la colaboración del cineasta Alfonso Moya y responsables del ciudarrealeño programa de podcasts sobre misterio y otras realidades en la plataforma Ivoox ‘Caverna de ánimas’, que tiene “miles de suscriptores”.

En el punto ‘G’, geológicamente hablando

Podrían ser flamencos, chorlitejos o patos cuchara y colorados los que poblaran, en lugar de humanos en el centro de la ciudad, la Plaza del Pilar, situada justo en el cráter de un volcán hidromagmático, cuya depresión suele propiciar la acumulación de láminas de agua cuando hay generosas precipitaciones como ocurre en “lagunas volcánicas del Campo de Calatrava como las de Fuentillejos o Cervera”.

estela escobar plaza del pilar ER 1 de 1 6
Estela Escobar se decanta por la Plaza del Pilar por ser históricamente centro de reunión social precisamente en un cráter hidromagmático / Elena Rosa

Para la geógrafa Estela Escobar, la Plaza del Pilar significa mucho, a nivel personal, porque es uno de los “sitios más emblemáticos de la ciudad” donde la gente desde hace muchas décadas queda con sus amigos, con “su ‘peña’ como se decía en los años 80”, también a nivel social porque forma parte del paseo tradicional por el centro desde el parque de Gasset y la calle Alarcos hasta las plazas del Ayuntamiento y la Constitución, siendo uno de los enclaves con mejor sombra y árboles, como olmos, más antiguos; y a nivel profesional porque se trata de uno de los cuatro maares sobre los que se alza Ciudad Real, una de las principales puertas de acceso en el proyecto de Geoparque Volcanes de Calatrava.

estela escobar plaza del pilar ER 1 de 1 11
Podría ser una laguna uno de los espacios más transitados de la localidad / Elena Rosa

A 627 metros sobre el nivel del mar, es la cota más baja topográficamente de la localidad y donde precisamente se halla el origen de Ciudad Real, en “la aldeíta del Pozo de Don Gil, a la que se trasladó la población de Alarcos, para crecer como villa y luego como ciudad”.

estela escobar plaza del pilar ER 1 de 1 9
Todo el mundo ha quedado alguna o muchas veces en el Pilar / Elena Rosa

Ventrículo del corazón de la ciudad, por el arbolado que se ha conservado es un sitio ‘fresco” cuando hace calor, un enclave de ocio y comercial, además de financiero, y ejemplo de distintos intentos de nuevas formas arquitectónicas con el desarrollismo como edificios con muchos pisos en sustitución de anteriores inmuebles como el palacio de los Barrenengoa o la casa de los Ayala, con lo que, su juicio, se perdió “cierta identidad patrimonial”.

estela escobar plaza del pilar ER 1 de 1 7 copia
Es la cota más baja topográficamente de la ciudad / Elena Rosa

Desde jóvenes a ancianos, es un lugar donde quedar y charlar, con emblemáticos quioscos y administraciones de lotería que reparten suerte, además de ser, en el centro de la capital de La Mancha, ejemplo de la geomorfología de un territorio volcánico como el del Campo de Calatrava con cinco mil kilómetros cuadrados de edificios “muy singulares e interesantes” ya que cuenta con más de 350 volcanes de diversa tipología, siendo “una de nuestras señas de identidad los maares o cráteres hidromagmáticos, de los que tenemos alrededor de 65. Somos uno de los espacios europeos con más lagunas volcánicas”, subraya Escobar.

estela escobar plaza del pilar ER 1 de 1 10
Se construyeron elevadas torres donde había significativas casas y palacios / Elena Rosa

El uso del material volcánico, piedras basálticas, como material de construcción se puede apreciar en la iglesia de San Pedro, la estratificación en las paredes de las galerías subterráneas bajo el Arco del Torreón proporciona descriptiva información sobre la historia geológica del territorio y en la Avenida del Mar, que el Grupo Geovol, del que forma parte Escobar, ha pedido al Ayuntamiento que pase a denominarse del Maar, se pueden presenciar las ondulaciones en el terreno dejadas por las sismitas, huellas de terremotos superiores a siete grados en la escala de Richter. Éstos son sólo algunos ejemplos en un recorrido por “el gran potencial” volcánico de Ciudad Real, en cuyo término municipal, en el anejo de Valverde, se halla el maar de la Posadilla o Fuentillejos, “uno de los más espectaculares y bellos de la Península”, donde la explosión, en lugar de “romper caliza como en otros lugares, rompió un material tan duro como la cuarcita”.

estela escobar plaza del pilar ER 1 de 1 15
El material volcánico se ha aprovechado en muy diversas construcciones / Elena Rosa

También están otro interesante maar, en dirección a Poblete, como el Monumento Natural de la Hoya del Mortero; “los volcancitos de la Cabeza del Palo” tratándose en este caso de conos de piroclastos, edificios estrombolianos; e incluso el Castillo de Ciruela en el que se aprovecha como atalaya para edificar encima el domo resultante de una “erupción efusiva”, utilizando también el material basáltico para la construcción de la fortificación.

Derrotas que dan lugar a relevantes transformaciones

Si la derrota de Alarcos fue decisiva para la posterior crucial batalla de las Navas de Tolosa, bastantes centurias después, en el siglo XX, también lo fue ‘el gatillazo’ de la sublevación de 1929 de los artilleros de Ciudad Real que, a la postre, fue el “principio del final” de la dictadura de Primo de Rivera y la reorganización de la oposición que culminaría con el regreso de la democracia y la proclamación de la II República.

rectorado ER 1 de 1 5 1
Los artilleros de Ciudad Real fueron los únicos que se sublevaron de los 21 regimientos de todo el país comprometidos con el levantamiento contra la dictadura / Elena Rosa

Había veintiún regimientos de todo el país comprometidos con el levantamiento contra la dictadura, pero sólo se alzaron al final, auspiciados por su confianza en el ciudarrealeño general Aguilera, principal figura en España de la oposición contra Primo de Rivera, los artilleros del Cuartel de la Misericordia, actual sede del Rectorado de la Universidad de Castilla-La Mancha, destaca el historiador Paco Alía.

calle general aguilera ER 1 de 1 2
El general Aguilera lideró en los años veinte conspiraciones contra la dictadura de Primo de Rivera / Elena Rosa

Durante doce horas, desde las seis de la mañana hasta prácticamente las seis de la tarde del 29 de enero del 1929 militares ‘en rebeldía’ precisamente contra una dictadura militar tuvieron “tomada” la ciudad, hasta que, al ver que no prosperaba por miedo la sublevación en otras plazas y anuncios como que si no deponían en sus propósitos bombardearían la ciudad, se rindieron a las fuerzas del Gobierno, pero su acción abrió “una brecha” que, junto a otros motivos como las problemáticas económicas resultantes del crack del 29, una progresiva reorganización y movilización de los movimientos políticos y sociales y el declive en la popularidad tanto del dictador como de la monarquía, acabarían con la dimisión de Primo de Rivera justo un año después, en enero del 30, y la posterior proclamación de la República en abril del 31.

nicho general aguilera egea ER 1 de 1 4
El general Aguilera fue nombrado capitán general en la República / Elena Rosa

La alargada sombra del general Aguilera, uno de los ciudarrealeños más relevantes del siglo XX que llegó a ser ministro en 1917 y alcanzó “los máximos honores militares” combatiendo en las guerras Carlista, de Cuba y de Marruecos, siendo nombrado en la República capitán general, estuvo detrás de esta sublevación contra Primo de Rivera en Ciudad Real, al igual que, previamente, en 1926, en la ‘Sanjuanada’ de Valencia, que le valió un arresto de seis meses y una multa de 200.000 pesetas.

Considerado un héroe tras la Guerra de Marruecos, la calle Arcos que enlaza el Ayuntamiento y la plaza del Pilar pasó a llamarse General Aguilera, que nació en el número 5 de la calle Libertad y de quien se puede presenciar en el Museo Elisa Cendrero el retrato que le hizo el pintor también ciudarrealeño Carlos Vázquez. Figura de referencia que “encabezó conspiraciones y sublevaciones militares contra el régimen dictatorial en los años 20”, a su finca de Los Cerrillos, en Argamasilla de Alba, acudieron, siendo una especie de ‘Los Quintos de Mora’ de la época, los políticos más importantes del momento como Manuel Azaña o Indalecio Prieto.

calle general aguilera ER 1 de 1 11
La popularidad en todo el país del general Aguilera hizo que la calle posiblemente más céntrica llevara su nombre / Elena Rosa

El régimen de Primo de Rivera comenzó a “dar tumbos” desde el levantamiento en el Cuartel de la Misericordia, lugar de la ciudad que elige Alía por la trascendencia que tuvieron los hechos que se produjeron ahí relacionados con un destacado personaje histórico como el general Aguilera, quien, por otra parte, estudió en el Instituto de Segunda Enseñanza que se creó, a instancias del también manchego general Espartero, en el antiguo Convento de la Merced, donde así mismo se formaron, entre otros, el artista Ángel Andrade, cuya producción pictórica se exhibe en el Palacio Provincial, y el pedagogo José Castillejo, una de las principales figuras de la Institución Libre de Enseñanza.

Aguilera y Egea ER 15 de 1 5
Francisco Aguilera y Egea, retrato del pintor Carlos Vázquez / Elena Rosa

Miguel Pérez Molina que abrió la Academia General de Enseñanza donde actualmente está el Museo Provincial, el arquitecto Miguel Fisac con obras como la antigua Casa de Cultura, el poeta Ángel Crespo que nació en la calle Ciruela número 7 donde hace unos años se colocó una placa conmemorativa, el inventor Mónico Sánchez que presidió la Cámara de Comercio de Ciudad Real y el pintor Manuel López-Villaseñor, en cuya casa-museo vio la luz por otra parte ‘El de las Hazañas’, Hernán Pérez del Pulgar, son otros de los relevantes nombres en un recorrido por la historia de la ciudad.

Publicado en:
Noticias relacionadas:
Pedro Martín-Romo presenta 'Queridos Reyes Magos' / J. Jurado
  • Foto de familia de autoridades, organizadores y participantes en el recital Poesía en Granátula de Calatrava
  • El coordinador de los encuentros Oretania, el poeta solanero Luis Díaz-Cacho Campillo
  • La Rondalla Oretana puso la música al recital Poesía en Granátula de Calatrava
  • El poeta de Daimiel, Eusebio Loro
  • Intervención del poeta de Castellar de Santiago, Alfredo Sánchez Rodríguez
  • El poeta de La Solana, Luis Romero de Ávila
  • Intervención de la rapsoda Begoña Mansilla, quien recitó los poemas del poeta de Argamasilla de Calatrava, Manuel Muñoz Moreno
  • El poeta de Puertollano, Ramón Aguirre
  • Luis Díaz-Cacho dedicó el libro ‘Palabras en silencio’ al pueblo de Granatula de Calatrava, en la foto firmándolo en el emblemático zapato granatuleño
  • El poeta de Villanueva de los Infantes, Juan José Guardia Polaino
  • Intervención de la poeta de Ciudad Real, María José Redondo (Mayu Redondo)
  • Juan Camacho, poeta invitado al recital Poesía en Granátula de Calatrava
  • Un momento durante la intervención de la poeta Diana Rodrigo Ruiz
  • Natividad Cepeda, poeta de Tomelloso
  • María Antonia García de León Álvarez
  • Luis Díaz-Cacho y Yolanda de la Cruz, depositando el libro en la Biblioteca de Calle
  • La poeta Elisabeth Porrero
  • La poeta de Villamanrique, Toñi Piqueras
  • La poeta de Valdepeñas, Teresa Sánchez Laguna
  • La poeta de Tomelloso, afincada en Leganés, Eloísa Pardo Castro
 Clara Manzano
 Clara Manzano
  • Presentación del libro de Pedro Martín Romo en Daimiel
  • Presentación del libro de Pedro Martín Romo en Daimiel
  • Presentación del libro de Pedro Martín Romo en Daimiel
  • Presentación del libro de Pedro Martín Romo en Daimiel
Elisabeth Porrero Vozmediano
Cerrar